El control de la diabetes en las personas mayores, un elemento clave para vivir con calidad

Sabemos que la diabetes es una enfermedad que bien puede atacar a niños como jóvenes y adultos, hombres y mujeres de cualquier etnia y condición social.

Si bien eso lo sabemos y lo estamos viendo cada vez con más frecuencia con personas que nos rodean o ya con algún caso en la familia, resulta que aún existen cosas sueltas en todo este tema.

Visita Degasa

Por ejemplo, durante muchas décadas, realmente no se había prestado mucha atención a las personas mayores con diabetes porque se consideraba un sector de la población que no tenían una larga vida útil.

Sí, suena crudo pero tanto los médicos como la misma medicina no prestaban mucha atención a este grupo en particular cuando podemos perfectamente constatar que hoy en día viven bien hasta los ochenta y noventa años.

Además, la detección para detectar prediabetes o diabetes debe continuar en adultos mayores para detectar la enfermedad a tiempo.

Bajo las nuevas pautas, los médicos deben considerar la salud general del paciente para controlar la diabetes.

Los pacientes mayores con demencia, por ejemplo, pueden tener dificultades para tomar sus medicamentos a tiempo.

A menudo, los pacientes mayores tienen otros problemas de salud además de la diabetes como un deterioro cognitivo, enfermedad cardíaca, visión deficiente o artritis reumatoide que afecta el autocontrol de la diabetes.

En este sentido, es importante ver las características de la persona, por ejemplo, qué tan saludable está ¿es una persona sana, tiene una vida limitada o está en algún punto intermedio?

Y bajo este diagnóstico tratar de adaptar las recomendaciones a la persona.

Hoy en día se cuenta con medicamentos para la diabetes más nuevos que también tienen beneficios para la salud cardiovascular en personas apropiadas y particularmente en los adultos mayores.

Resultado de imagen para doctores

E incluso hacer un menor énfasis en las pruebas A1C a favor de mantener a los pacientes dentro de los objetivos de glucosa en sangre mediante el uso de pruebas de glucosa orales.

De esta forma, la población de adultos mayores así como lo sería en pediatría, cuenta con sus propias características que no deben pasar por alto ante un estudio, este sector que además presentaría la constante de tener diabetes requiere de:

  • Minimizar la hipoglucemia que podría provocar caídas y fracturas óseas posteriores que son particularmente difíciles de lidiar en personas mayores de diabetes
  • Revisar con atención los niveles de presión arterial de 140/90 milímetros de mercurio (mmHg) esto para disminuir el riesgo de resultados de enfermedad cardiovascular, accidente cerebrovascular y enfermedad renal crónica progresiva en los adultos mayores
  • Usar un perfil lipídico anual para reducir la cantidad de colesterol LDL («malo») en la sangre
  • Administración de exámenes oculares completos anuales para detectar enfermedades de la retina.
  • Apoyarse en familiares o en personal médico para realizar revisiones físicas, principalmente en los pies para evitar las complicaciones de un pie diabético.
Resultado de imagen para doctores

Como vemos, la esperanza de vida se ha alargado más y aquí lo importante es también el ofrecer calidad de vida a esos años dorados para vivirlos lo mejor posible… aún con diabetes.

FUENTES: YouTube || Degasa || Gob.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *